jueves, 3 de mayo de 2007

Mi triste historia con las Cheesy Pops

Esta tarde caí seducido por un anuncio de televisión. Supongo que si vives en México también lo habrás visto. Es de la cadena Pizza Hut, y en él aparece el grupo de música Belanova promocionando la nueva pizza Cheesy Pops. Básicamente, el encanto de dicha pizza radica en que la orilla está formada por pequeños bocadillos (como dedos) de pan, rellenos de queso. Por supuesto, en los carteles, propagandas y televisión todo se ve riquísimo. Motivo suficiente, para desde hace un par de semanas caer enamorado de aquel apetitoso bocadillo del que juré, algún día tendría la dicha de probar.

Esta tarde no había comida en casa, así que a petición popular de casi todos los integrantes de la familia (mi mamá nunca se mostró muy optimista que digamos) decidimos llamar a Pizza Hut y pedir una
Cheesy Pops
de peperoni, con todo y papás y refresco. Veinticinco minutos después, recibimos de manos del repartidor el tan anhelado alimento y nos dispusimos, literalmente, a tragar como animales enfermos. En apariencia, la pizza es idéntica a la de la publicidad. Aunque después de un buen rato de observarla, uno puede darse cuenta que la presencia de los bocadillos en la orilla, reduce considerablemente la superficie de la pizza como tal. Pero detalles como éste, cuando una está hambriento, pasan a segundo termino.

Ahora viene lo triste de la historia...

Fue mi mamá, la primera que notó algo raro en esa pizza. Su cara, completamente asqueada al darle la primera mordida denotaba que algo no estaba bien. Pueden ser cosas de la edad, igual y el paladar de su generación no está acostumbrado a sabores novedosos, pensé. Pero no. Justo en el momento en el que le di una mordida a uno de esos bocadillos comprendí todo: aquel dedo de pan y relleno de queso sabía exageradamente a ajo. Tanto que por momentos tuve la impresión de estar masticando un ajo entero. A pesar de que solo los había comido como condimento (y muy poco), los ajos nunca me han gustado. Total, que todos acabaron despreciando la que hasta hace unos minutos debería haber sido la maravillosa orilla de bocadillos. Bueno, todos menos yo, que decidido a encontrarle el gusto a los bocadillos opte por sólo comerme el queso de su interior, que por cierto, no sabía a ajo. Cabe señalar que el resto de la pizza estaba muy rica (bueno, normal).

Tres rebanadas después, decidí ir a mi cuarto y ver la televisión un rato (si, hasta yo necesito descansar de vez en cuando). Ya sé que esta acción, lejos de favorecerme me hará engordar, pero bueno, esa es otra historia y por el momento no quiero dar más lastima de la necesaria. Total que me encerré para que, en caso de caer dormido, nadie me molestase. Una hora después mi hermana irrumpió en mi habitación, nunca supe para qué pues apenas abrió la puerta su grito de ‘¡¡¡apesta un buen a ajo!!!’ rompió mi calma.

Al principio pensé que era broma y no le di la mayor importancia. Después fui al baño y al regresar a mi cuarto me di cuenta de lo insoportable que se había vuelto la atmósfera. Efectivamente todo apestaba a ajo. No crean que un poco, no, mi cuarto era una autentica cámara de gases mortíferos hechos a base de ajo. Abrí la puerta, la ventana, y nuevamente me salí con la esperanza de que todo fuera un error. Y no. Es más, el cuarto cada vez olía peor. De tanto entrar y salir mi hermana volvió a hacer acto de presencia tan solo para pedirme que me quedara quieto, pues de tanto moverme estaba propagando el olor por toda la casa. Lo peor de todo, es que iba a salir en la tarde. Así que decidí darme un baño. Obviamente, la ropa también la dejé oliendo a ajo.

Salí de bañarme, me perfumé y estaba dispuesto a irme cuando por mera precaución me encerré en la cocina de mi casa unos instantes. Salí. Volví a entrar. ¡Y ahí estaba el maldito olor a ajo!, igual de penetrante e intenso que la primera vez. Del olor de la ropa con la que supuestamente iba a salir, mejor ni hablo. Volví a bañarme. Me tallé casi con odio. Me perfume el doble y al oler de cerca mi brazo, de nuevo percibí el maldito olor que a estas alturas, sospecho que es cosa del diablo.

Cancelé mi salida. Nadie en su sano juicio querría pasar la tarde con un diente de ajo gigante. Hace unos minutos salí de bañarme por tercera vez, y aunque también masco entero el contenido de una caja de chicles de menta, el olor sigue ahí. Ignoró si se irá algún día, o quedaré condenado a estar encerrado en mi cuarto hasta que mi hermana se harte por el apeste y termine echándome de casa. Yo mismo empiezo a no soportarme. Como consuelo, me pregunto si todas las personas que tengan la mala suerte de comer una
Cheesy Pops olerán igual, o si sólo se trató de una pizza demasiado condimentada. Una cosa es segura, al menos en este momento, soy inmune a las mordeduras de vampiros.

16 comentarios:

Le_K-ta_dour dijo...

JA, JA, JA, JA,JA, JA,JA, JA ja,ja,ja,ja,ja,ja,ja

Aunque creo que está mal reírse del mal ajeno. Y es que si la publicidad dijera los daños colaterales . . . pocos o nadie compraría producto alguno, ahora que lo pienso, no, no lo creo. Basta recordar a todas las compañías de cigarrillos y bebidas alcohólicas mencionan al final de sus spots: "Fumar mata" . . . "tome con moderación" . . .

Cuando a los humanos se nos mete algo en la cabeza . . . a veces ese algo termina impregnándose en todo el cuerpo.

Anónimo dijo...

ESO TE PASA POR SER UN COMPLETO IMBECIL MARICON, APESTA MAS LA CACA QUE CAGAS CUANDO VAS A CAGAR A LA PROXIMA SI TANTA HAMBRE TENES Y NO TE GUSTAN LOS SABORES DE LA COMIDAD CHATARRA , VETE AL BAÑO CAGA Y COMETE LA MIERDA JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAAJAJAJA

COMO QUE EL OLOR A AJO FUERA UNA GRAN NOVEDAD O UN GRAN PROBLEMA APESTA MAS LA MIERDA QUE CAGAS...

Anónimo dijo...

imbecil. mejor come mata ratas. asi dejas de decir pendejadas quejandote como si fueras enrique octavo

Anónimo dijo...

apestabas mas de la cuenta porque de seguro no te bañas seguido .. completo asqueroso

Anónimo dijo...

MULAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA BURRO TENIAS QUE SER.. ESTUPIDO MEXICANO

Anónimo dijo...

a la proxima mejor comete mi VERGA A ver si te gusta el sabor... para que luego apestes a hombre MARICON

Anónimo dijo...

SOS UN COMPLETO IMBECIL BUENO PARA NADA!! BUSCA UN OFICIOªª POR ESO TU PAIS NO PROGRESA DE COMER FRIJOLES TODOS LOS DIAS JAJAJAJAJAJAJAAJJAJAJ YA ESTAS VIEJO TENE VERGUENZA Y BUSCA TRABAJO ... O MINIMO VENI TRABAJAR Y ME VENIS A RASCAR LOS HUEVOS POR SI QUERES TRABAJO

Anónimo dijo...

Estás todo pendejísimo, jajaja. Tanto pedo por un pinche olor a ajo. Jajajajajajaja, apoyo a todos los anónimos. Eres un imbécil maricón de mierda, ve a tragar mierda para que huelas mejor.

Anónimo dijo...

Animo compadre, ya se vio que no estas habituado a la comida urbana de calidad, los sabores a ajo, hierbas finas, eneldo, y otras especias, menos a la alta cocina. La family tolera tus pedos a frijoles rancios pero no al ajo, asi que renuncia y sigue consumiendo las quecas de doña Milagros.

Anónimo dijo...

Pero que gente tan grosera, por eso el mundo esta cada día peor.

Anónimo dijo...

Jajaja mori de risa con los comentarios...
Porq nisikiera tienen el valor de dar la cara todos son pinches anonimos... si solo diran una sarta de pendejadas mejor cierren el hocico pinches fracasados resentidos... almenos gabriel escribe su experiencia con la pizza y ustedes solo hablan mas mierda de laq cagan jajajjja... y aquel q dice "MEXICANO tienes q ser" ya kisieras tu ser lamitad de loq nosotros somos x algo las personas vienen a visitar nuestro pais... y de la gastronomia niq decir comemos mejor que todos ustedes...
atte: Karina Recinos

Anónimo dijo...

Eres un drama queen, la verdad exageraste demasiado con lo del ajo, seguro que eres muy mañoso para la comida.
Bañarse 3 veces y seguir oliendo a ajo, te has de ver traumado y tu solo sentías que olías a ajo.

Y si no era lo anterior, neta solo tenías que LAVARTE los dientes, era tu tufo lo que te impregnaba de ajo.

Los cheessy pops son lo mas delicioso, a mi me encantan.

Atte. Veronica

alexis trejo dijo...

mira amigo yo trabajo en pizza hut y pues la orilla lleva sazonador de ajo mantequilla de ahí el sabor ya que a mi gusto tanto la hut cheese como la cheese pops no sabe. Obviamente la orilla de los pops va a reducir el tamaño de la pizza por la medida del molde y esos pops en la caja te dan 3 salsa para que los acompañes: que son chimichurri, búfalo wings y ranch.
por último un consejo cuando compres en pizza compra masa tradicional a mi gusto es lo mejor que vendemos

Anónimo dijo...

Que groseros todos los anonimos, encima racistas como si argentina fuera la repanocha!
Que verguenza!! !! Estamos todos en el mismo saco por dios! Los de afuera se burlan del racismo que tenemos en sudamerica y ahora viendo estos comentarios no es para menos.

Anónimo dijo...

JAJAJA
No manches neta que exageraste con todo eso que comentaste, pero esta bien estuvo botana.
En cuanto a los anónimos lo mas seguro es que sean unos niños rata, ignoremos a esos mediocres...

Atte. Weter

Lucia Wendoline Aguilar Mora dijo...

A mí en particular me recontra jode que los argentinos y españoles de mierda critiquen a los mexicanos malditos jalabolas, si van a criticar háganlo bien y con educación o por lo menos un poquito más de respeto cabrones si ustedes lame mierda tuvieran un blogg no les gustaría que los estén chingando con comentarios de niños rata que se ponen "anónimo" ya maduren pendejos y hagan las cosas con sentido
Atte: Akira Mora (una mexicana que no come mierda)