domingo, 17 de abril de 2011

Feliz cumpleaños Atlante, feliz cumpleaños Gabriel

Los rumores decían que aquella placa se ubicaba en la esquina que forman las calles de Sinaloa y Valladolid, en plena colonia Roma, en la Ciudad de México. Desde su develación y existencia en el 2006 siempre quisé ir, deseo que fui postergando a causa del estúpido ritmo de vida, que a veces tiene la manía de hacernos dejar de lado lo verdaderamente importante.

Hace unos días decidí darme un tiempo, e ir en busca de esa placa que, sin temor a equivocarme, llevaba esperándome cinco años. Después de batallar con el tráfico, dejé el auto estacionado ilegalmente en la entrada de un edificio (tras media hora de dar vueltas por el rumbo, nunca encontré ni un maldito espacio desocupado). Después caminé y luego corrí la distancia que me separaba de un estrado de mediana altura que ya había visto a lo lejos. Llegué en segundos y sentí un calambre de emoción recorrer mi cuerpo. Ante mi estaba la placa de fundación del equipo Atlante.


El Club Atlante es uno de los más longevos y tradicionales del futbol mexicano. La idea de su creación se dio precisamente en el cruce de las calles Sinaloa y Valladolid. Desde entonces, el llamado equipo del pueblo ha ido forjándose como una leyenda. Triunfos, derrotas, batallas épicas, una afición de hueso colorado que agüanta todo y que siempre está ahí, apoyando los colores azulgrana contra viento y marea. Los años amateur, Horacio Casarín, el antiguo parque Asturias, el título de la temporada 1946-1947, el apodo de 'Los Prietitos', Fernandón, los juegos contra Necaxa que se convirtieron en el primer clásico del futbol nacional, el General Núñez, Cabinho, la época del seguro social, Rafa Puente, el amor a la camiseta, los llenos en el Azteca, la final perdida contra Tigres a principios de los ochenta, Ricardo La Volpe, el exilio a Querétaro, los dolorosos descensos a la segunda división, Félix Fernández, los heroicos ascensos, el campeonato de 1993, la vuelta olímpica en el Tec, el estadio azulgrana, José Antonio García, Miguel Herrera, el estadio Neza 86, los años de Chamagol, playeras Garcís, la porra Tito Tepito, Federico Vilar, la triste mudanza a Cancún, el campeonato en el invierno de 2007, el título de campeones de la Concacaf, el Mundial de Clubes, las idas al estadio dejando todo de lado, llorar de impotencia en las derrotas, gritar las victorias, portar la camisa con orgullo a pesar de cualquier resultado negativo. Todo eso y mucho, pero mucho más es el Atlante.


Por ridículo que parezca, en esa placa no sólo está contenida una pequeña parte de la historia de mi equipo favorito, sino también la mía propia. El Atlante nació un 18 de abril de 1916. Yo lo hice el mismo día, pero de 1982. Pocas personas, o quizá ninguna, puede presumir haber nacido el mismo día que el equipo de sus amores. Cuando hace unos 7 años me di cuenta de esta feliz coincidencia, no pude sino confirmar lo que de alguna forma ya sabía: el Atlante y yo estamos ligados desde siempre. Atlante cumple 95 años, yo mucho menos. Los Potros de Hierro han forjado con letras doradas su historia en el balompié nacional. Yo intento hacer algo en mi hoy confusa vida. Presiento que volveré a esa placa cuando me sienta confuso y quiera recuperar parta de mi identidad, esa que sólo las pasiones de verdad te permiten recuperar.


Finalmente casi nada, o poco tengo seguro en mi presente. Sin embargo, esas certezas me hacen sentir más fuerte con respecto al porvenir. Al fin y al cabo, lo más sencillo es lo que nos hace sonreír. Quería escribir un poquito sobre el Atlante y un mucho sobre mí, pero como siempre que escribo en mi blog la idea original me salió al revés. Todo esto para decir: Feliz cumpleaños glorioso Atlante, feliz cumpleaños a mí. Y que la vida nos depare aun muchas aventuras juntos.

4 comentarios:

JM dijo...

Muchas Felicidades por tu ciumpleaños y por este sitio tan ameno. y Pues desde los aires de la Brisa del Rio de las Mariposas y de un Atardecer Tlacotalpeño que es otra cosa, te envío un cordial saludo. http://perladelpapaloapan.blogspot.com

Anónimo dijo...

Ariano...como no...Felicidades Gabriel y gracias por compartir tu talento.

Karla Preciado dijo...

Feliz nuevo año en tu vida. = )

gabriel revelo dijo...

jm: gracias por los buenos deseos, un saludo muy coordial hasta esa hermosa tierra.

anónimo: ¡¡¡Gracias!!!

karla: te agradezco el detalle, muchas gracias por leerme. éste blog es tu casa.